Monday, October 23, 2006

Children of men



Basada en un relato de la escritora P.D. James la película nos habla de un futuro no demasiado lejano (el año 2027 es decir apenas a un par de décadas de distancia) en el que, por alguna razón que nunca se llega a explicar, el mundo entero se haya afectado por una epidemia de infertilidad cuyo resultado es que en los últimos 20 años no ha nacido ni un solo niño.

Abocada de esta manera a la extinción la humanidad se encuentra también, y quien sabe si por ese mismo motivo, invadida por la violencia y el caos del que sólo algunos territorios se salvan, entre ellos el Reino Unido aunque para lograrlo el país se haya convertido en un estado policial que se defiende con métodos fascistas de la invasión de inmigrantes ilegales que tratan de salvarse del infierno del exterior.

Alfonso Cuaron ofrece en esta película un ejercicio de virtuosismo en los aspectos más técnicos del filme como por ejemplo en la ambientación de esa sórdida Londres del futuro plagada de policías y campos de concentración pero sobre todo cuando nos regala una serie de magistrales planos secuencia ante los que el espectador no puede hacer otra cosa que quitarse el sombrero y aplaudir el extraordinario trabajo de dirección que suponen estas escenas.

Es una lastima en cambio que Cuaron no haya puesto tanto cuidado en los aspectos dramáticos de la historia, en este sentido ninguno de los personajes principales está bien retratado, y lo que es peor no emocionan ellos de por sí ni las relaciones que entre ellos se establecen.

Incluso en momentos en los que uno adivina la intención explicita de buscar esos momentos que proporcionen la imprescindible comunión con el espectador que debe lograr toda película ( o al menos toda película que aspire a dejar algo más que la buena impresión que causa un trabajo bien hecho) el resultado resulta bastante discreto debido a, creo yo, la incapacidad del realizador de dotar de autentica vida a sus personajes.

Así pues lo que queda es, repito, un ejercicio de destreza profesional que uno puede y debe admirar pero que por lo menos en mi caso nunca podrá llegar a reverenciar. En resumen la técnica en lugar de contribuir a la historia se transforma a sí misma en historia.


P.D. Los que vivan en ciudades civilizadas hagan lo posible por ir a una sesión en versión original porque a Clive Owen lo dobla el mismo jambo que le dobló en Closer, él o algún otro de la misma especie.

7 Comments:

Blogger Vargtimen said...

Me gustó mucho esta película.
La vi en v.o. en Sitges y supongo que también influyó en que me gustara tanto el que acabara de ver la última de Gilliam, que es una mierda, y a un tipo viejo, gordo y peludo haciendo nudismo de cuello para abajo y con una especie de pamela en la cabeza.

Aunque hubieran proyectado "Isi/Disi" mis retinas la habrían recibido como una obra maestra.

Desde luego, la peli es vibrante y entretenidísima. Técnicamente de lujo.
El contenido, la historia, los personajes, eso ya es bastante más simple.
Hay gente que ha visto en ella grandes reflexiones sobre la inmigración, la política interna de los países occidentales y mil cosas más. O que se han emocionado incluso con las dramas personales de esos personajes.

A mí me pareció simplemente una peli de acción y aventuras, con pareja perseguida, como "Dos pájaros a tiro" pero con toques apocalipticos; pero eso sí, rodada de lujo y muy muy entretenida.

Y ahora me voy a dormir si la adrenalina descargada por la doble sesión de Prison Break me lo permite.
Arriba T-Bag!.

4:27 PM  
Blogger Slim said...

londres, el futuro, pareja perseguida..es V de vendetta??

a mi alfonso cuaron en Harry Potter tambien me dejo fria, mucha tecnica, pero los personajes unos sosos, que no te emocionaban nada.

11:30 PM  
Blogger 3'14 said...

Me la apunto. La verdad es que suelo fijarme más en el contenido de la historia, el guión, la construcción de los personajes y la interpretación de los actores, más que en otros aspectos técnicos, que evidentemente contribuyen (aunque a primera vista no se aprecien...como los diferentes tipos de planos, la fotografía, la música, efectos especiales..etc...)Es por esto, que pese a tu comentario, dejándola un poco floja en la parte que más valoro de una peli, me hayan entrado ganas de verla igualmente ;)

11:46 PM  
Blogger Reality Bit said...

Una lástima, porque pintaba muy bien, al menos la historia. Oye, y el Owen qué tal? Porque a mí me parece un tío soso e inexpresivo. En cualquier caso, la veré, me suelen gustar las pelis estas apolalípticas, supongo que por mi carácter algo destructor... Saluditos apretados

6:26 AM  
Blogger SisterBoy said...

Lo siento, no puedo apreciar en ningun modo la actuación de Owen puesto que tal y como dije le dobla el mismo apagavelas que en Closer, tendré que esperar a ver la pelicula en versión original.

Y no digo que la peli este mal, ni mucho menos, recomiendo su visión, es sólo que a mí me dejo frio y no creo que fuera esa su intención.

6:30 AM  
Blogger Cinephilus said...

Intentaré verla... Me gustan los actores (Jualianne Moore es mi actriz-diva fetiche: desde que la vi en Las Horas la adoro por pura vocación) y me gusta el texto original.
Cuarón, no sé, me tiene sorprendido... Admito que me gustaba más en su primera etapa, antes de que Harry Potter se lo llevara al Hogwarts de las superproducciones. Es un tío inteligente y eficaz, pero me emocionaba más cuando los efectos especiales que usaban eran los sentimientos y la sordidez contenida pero intensa de sus primeros trabajos...

8:04 AM  
Blogger 3'14 said...

Bueno, hoy he ido a ver la peli. Efectivamente, está rodada magistralmente. Y la ambientación es brutal. La he visto doblada... no la hacían en VO. Pero aún así, de esos momentos dramáticos que comentas y de interpretación de los personajes, sin duda me quedo con el momento en el que Owen se desborda y llora aferrándose al árbol (ops! siento el spoiler!!!) Y luego está mi faceta de madre, que quieres que te diga??? A mí ver parir en esas circunstacias a la pobre chica me descomponía, por no hablar de los momentos previos en el autobús.. uff! que mal lo he pasado. La historia en sí es eso, simple, como dice Vargtimen. Pero el efecto del principio, cuando sale de la cafetería y tal... me ha hecho dar un brinco del asiento, suerte que estaba sola en el cine (bueno, había un tipo dos filas más atrás, pero como si estuviera sola) Me he quedado con la banda sonora, que buena! ya la buscaré porqué merece la pena volverla a escuchar y la segunda canción de los créditos finales es chulísima, pero no se cual es. Si lo averiguas antes que yo dime el título ;)

¿No había otro nombre que los peces? Pierden toda credibilidad, no se, podrían llamarse los estamosportodaspartes porque aparecen siempre en el momento oportuno para provocar interferencias en la huida, que en lugar de Londres parece un pueblo de una sola calle de dirección única XD

11:19 AM  

Post a Comment

<< Home