Thursday, February 07, 2008

Afraid to speak in public



El otro día estuve viendo la gala de los Goya. No tenía pensado hacer un comentario demasiado extenso porque no soy el más adecuado para ello (además esa labor ya se ha llevado a cabo a la perfección en los blogs Prime Time y Las horas del lobo, cuyos enlaces encontraran en la columna de la derecha) pero sí quería hablar sobre algo que pasó esa noche.

Me refiero a lo que tuvo lugar en el momento en el que subió al escenario Alfredo Landa y trató agradecer el Goya honorífico que se le había concedido en la gala de este año. Para los que no lo vieron en su momento ó para los que ni siquiera saben de que estoy hablando aquí esta el vídeo.





Yo lo estaba viendo en directo y lo primero que pensé es que se trataba de un problema del micrófono que entrecortaba o distorsionaba la voz pero luego me di cuenta de que no era eso sino…..no lo sé, no tenía idea de lo que estaba pasando. Lo primero que piensa uno es que se trata de los nervios o de la emoción del momento. ¿Nervios? No se trata de un escolar recogiendo el premio nacional de Coca Cola a la mejor redacción sino de un actor de 75 años y con más de 40 de carrera en la que por descontado ha tenido que hablar en público muchas veces. ¿Emoción? He visto muchos oscares, goyas, palmas, conchas, osos y trofeos varios entregados a veteranos actores y actrices y que duda cabe que es un momento emocionante pero ¿tanto como para que uno acabe hecho un lío tan grande en la cabeza y diciendo cosas como “perfado” –que parece una coyunda anti natura entre las palabras “pensado” y “por favor”- “mefien” o “fleogorita”?. Yo jamás había visto ni oído una cosa así.

Y eso que sólo pudimos ver un extracto ya que por lo visto en vivo y en directo el horror duró 15 largos minutos, nosotros vimos la versión corta debido a la conocida técnica del falso directo con la que se retransmite la gala con la excusa de ofrecer un montaje más ágil de la pesada ceremonia pero que no cabe duda que también sirve para atenuar el efecto de momentos como este. Estoy convencido de que si el incidente se hubiera producido en el discurso de agradecimiento de un premiado a alguna de las categorías menores se hubiera cortado íntegramente. Pero se trataba del Goya honorífico y además otorgado a un actor muy conocido, se había hablado mucho de ello a lo largo de la semana e incluso había una nota de interés añadida por la polémica que el premiado había mantenido con su antiguo mentor José Luís Garci. O sea que no podían ignorarlo y decidieron resumirlo cortando, me imagino, las partes más grotescas del despropósito lo que nos hace pensar en cómo serían esas partes teniendo en cuenta lo que sí pudimos ver y oír.

Yo descubrí el video al día siguiente de emitirse la gala y con la distancia contemplativa que dan 24 horas tengo que confesar con vergüenza (y sin ironía) que me dio un ataque de risa como sólo me ha dado otras dos veces en toda mi vida. Sé perfectamente que no es algo como para reírse pero yo no tengo control sobre las cosas que me hacen reír al igual que tampoco tengo control sobre las cosas que me ponen triste. Es cierto que la risa no se puede fingir pero tampoco disimular y un ataque de risa es tan poco voluntario como un ataque de asma.

No soy el único al que llamó la atención el incidente; en los días posteriores a la noche del domingo se ha comentado bastante en medios serios y no tan serios (a saber periódicos nacionales y blogs, que cada uno decida a qué categoría pertenece cada cual) y se han hecho muchas especulaciones: que si se trataba de un síntoma de ictus, que si un principio de Alzheimer, que si el hombre se había echado unas copillas para templarse, que si se había confundido de drogas con Ángeles González Sinde (de ahí la sobreexcitación de uno y el apollabobamiento de la otra) que si Garci le había hecho Vudú….¿Cual fue en realidad el motivo de que el discurso del insigne actor se pareciera cada vez más al prólogo de un capitulo de House?

El propio Landa se mostró bastante apenado por lo sucedido y echó la culpa de la dislexia a unos tranquilizantes que había tomado esa noche lo que equipara el incidente con aquel otro celebre desaguisado protagonizado por Fernando Arrabal que en su día se excusó con el pretexto de haber padecido los efectos de una insólita mezcla de Chinchón y opio.



Pero al margen de las causas de lo sucedido lo que más me llama la atención de todo esto es lo injusto que es el mundo y, como de costumbre, la desazón que produce ver la diferencia entre la perfección de la fantasía y la frustrante realidad. Si estuviéramos en una película biográfica al uso, tras hacer un recorrido breve pero intenso por la vida y las películas del actor, la escena final nos mostraría al viejo profesional recibiendo el cálido aplauso de sus colegas mientras con lagrimas en los ojos pronunciaría unas palabras con voz conmovida pero firme y luego abandonaría el escenario en medio de una nueva salva de aplausos mientras se escuchaba en off una vibrante partitura y empezaban a salir los títulos de crédito, un poco al estilo de la despedida de Gary Cooper en “El orgullo de los Yankees” o cuando Tom Cruise se dirigía hacia el estrado en “Nacido el cuatro de julio” o el alegato final de Paul Muni en “La tragedia de Louis Pasteur”.

En fin un momento de esos que uno sueña durante toda su vida, el perfecto colofón a una larga y provechosa carrera y hete aquí que cuando llega ese momento al bueno de Landa le sale un speech digno de Manuel Chaves colocado de LSD. Es uno de esos momentos en los que la vulgaridad de la vida se revela con todo su poderío, es como cuando te pones a vomitar en el altar el día de tu boda o como cuando vas a recoger tu diploma de graduación y se te caen los pantalones o como cuando en la cena en la que conoces a tus suegros el vino se te va por el camino viejo (esto es que se te sale por la nariz) o al ir a darle un beso a la esposa de tu jefe en medio de una fiesta de empresa mides mal la distancia y le das un cabezazo. Uno de esos momentos terribles en los que se congela el tiempo y en que los que te rodean no pueden sacarte del lío porque sabido es que las personas pueden reaccionar instantáneamente ante cualquier cosa excepto ante lo grotesco.

Pero así es la vida amigos: los bebes se mueren de muerte súbita a los siete meses, los gatitos pequeñitos se ahorcan con el cordón de la lámpara, las novias se electrocutan con el secador cuando se están acicalando para el día de la boda y en el discurso de agradecimiento por un Goya honorífico te salen culebras por la boca. Pero bueno siempre nos quedara el cine.

14 Comments:

Blogger Ra está en la aldea said...

Pobre, emocionado desde luego está (y también consciente de la situación, desde luego sí que son malas las drogas) (en el caso de que no sea un ictus, efectivamente). Pero la frase final, que le cuesta un mundo sacar, está muy muy bien.
Y si lo piensas, también es como de película, de otro género pero bueno, teniendo en cuenta que estamos hablando de cine español, lo grotesco siempre le pega más.

2:53 PM  
Blogger Deckard said...

Yo vi un trozo de ese momento y al principio me pareció que era una coña.

A esa lista de vergüenzas añadiría fallar un penalty a lo Djukic o suicidarte como una famosa actriz (Se me ha ido el nombre) preparando todo para que la encuentren en plan bella durmiente y acabar revolcada en los vómitos provocados por las pastillas.

12:50 AM  
Blogger Slim said...

nosotros tambien nos reimos, no te sientas mal.
en realidad no es para tanto, solo es un señor mayor que se tomo una pastilla de mas.

yo una vez iba en un autobus de linea zaragoza-valencia y tenia muchas muchas muchas pero muchas ganas de mear. y el conductor me paro en medio de un descampado y tuve que mear ahi. OS JURO QUE ES VERDAD. aquel dia pense que me moria pero ahora tambien me rio cuando me acuerdo. las cosas con el tiempo se ven diferentes, y si no ha pasado nada irremediable, te puedes hasta reir!!!Alfredo Landa es mucho mas que un discurso de una noche...

2:59 AM  
Blogger SisterBoy said...

La actriz suicida era Lupe Velez en la wikipedia tienes todos los detalles de su desastre final

7:17 AM  
Anonymous dexter said...

Joder, Lupe, para una vez que te suicidas, hazlo en condiciones

8:04 AM  
Anonymous Marina khalo said...

Como se trata de discursos, decirte que el tuyo ha sido de lo más ameno. El del actor, posiblemente, más desafortunado. Para muestra de botón, la cara desencajada de la mujer mientras escucha (lo que no oye) y dios no da entender. Cuando es requerida junto a su prole para compartir el dislate, recoge con buen tino estatuilla de Goya y brazo del marido, sin disimular el pensamiento (más que posible) de descargarle la figura en la mollera.
Puede ocurrir entre actores, que si no les das el guión o no le ponen interés en su memorización, acaban metiendo la pata como Lina Lamont en “Cantando bajo la lluvia”. En este caso, no creo que el desliz se deba a una falta habitual de fluidez verbal de Alfredo Landa. Los motivos deben ser puntuales. Conocidos entre sus allegados y de fácil diagnóstico por el Dr. House y el Dr. Proper.

Resumiendo, un discurso anecdótico y humorístico que no puede empañar una vida de actor más que consagrada. Pues, pocos hubieran podido representar mejor el papel como el que él hizo en “Los Santos Inocentes”, “El verdugo”, “El puente”, “La vaquilla”, “El bosque animado”...entre otras.

Hablando de gracias y desgracias en las momentos más notorios, recordar aquella:

“Un cortesano que iba a dirigir al rey una arenga, tuvo la desgracia, al inclinarse para empezar, de que se le escapara una pluma; y volviendo aturdido la cabeza hacia el paraje en que había sonado tan extraña voz, dijo: Caballero, si vd va hablar, callaré yo”.

Pues, no conozco mejor salida de una mala entrada, que el ingenio y la pericia (si lo hay).

11:07 AM  
Blogger SisterBoy said...

Un actor no tiene porque ser una persona brillante fuera del escenario, muchas veces sí lo es, pero no siempre. Se me ocurre el ejemplo de Jose Luis Lopez Vazquez un actor tremendo pero del que jamas he oido ni una palabra fuera de la pantalla grande. Ni una entrevista, ni un discurso, ninguna declaración solemen en ninguna clase de acto. Nada.

2:46 PM  
Blogger 3'14 said...

Para que luego digan que los Goya no son amenos y que no dan de qué hablar...

Ya mismo sale la canción del "perfado".

Yo prefiero obviar y olvidar el incidente, porque francamente, al ver el vídeo sentí lástima. Personalmente me daría una rabia de cojones que me hubiera pasado algo similar en sus circunstancias.

2:51 PM  
Anonymous Marina Khalo said...

Por supuesto que a los actores no se les pide elocuencia fuera del escenario y de su papel, faltaría más. Tampoco a los poetas redactar un certificado en verso, ni a los docentes enseñar con clases prácticas, la fecundación y reproducción en los seres vivos. No se pide oratoria (y en este caso por desgracia) ni a los políticos. Ahora que viene tiempo de elecciones será fácil comprobarlo.

¡Ah!, ¡Qué lejos Sócrates y Demóstenes!. (leer la expresión llevando la muñeca derecha a la cabeza a modo de cine mudo).

1:32 AM  
Anonymous vargtimen said...

A mí no me parecieron ni nervios ni exceso de pastillas. Desde luego tampoco es Alzheimer.

Me pareció más bien un AIT (que es algo transitorio y mucho menos severo que el ICTUS) aunque no descartaría lo del vudú de Garci.

12:40 PM  
Blogger g. said...

Sister: Estoy segura que después de dos años leyéndonos y escribiéndonos, está claro que respeto tu criterio y no sólo eso, me sorprende la cantidad de veces que coincidimos en temas en los que...enfin, no me enrollo, ya sabes.
Incluso cuando no estoy de acuerdo, las cosas que dices me caben, o me hacen pensar o etcétera, pero....

esta vez...

(leí un poco más de la mitad y ví el vídeo de Landa)
No puedo leer todo tu texto porque sólo tngo un ratito en la hora de comer del trabajo, pero estoy un poco decepcionada con el enfoque que le diste a un tema tan delicado, y aclaro que no tengo ningún familiar con Alzeimer ni nada que me haga estar especialmente sensible con el tema.

¿porqué todo tiene que ser perfecto?

¿porqué resulta tan chocante que una persona no pueda decir estupideces en algún momento, sea por nervios o se apor lo que sea?

¿Porqué?

En este mundo asqueroso en el que vivimos, con bellezas de photoshop y vidas perfectas de mentira ¿porqué pedirle al directo la misma perversa perfección?

¿porqué no respetar, o incluso más: disfrutar, de un momento de VERDAD, de un tío nervioso delante de miles y miles de personas intentando agradecer algo que seguramente para él y a su edad, era uno d elos momento culmines y más importantes de su vida?

(acaba de llegar mi jefe, mucho me temo que....)

Vuelvo luego, besos.

6:45 AM  
Blogger SisterBoy said...

Estimada g te agradezco el comentario crítico de la misma manera que te he agradecido en el pasado los comentarios elogiosos.

Los motivos que me impulsaron a escribir la entrada sobre los premios Goya fueron dos. En primer lugar mi extrañeza ante los desvaríos de Landa ya que, como dije en su momento, he visto siempre como simple espectador miles de entregas de premios y miles de personas dando las gracias por ello. Nerviosos y emocionados la mayoría pero no hasta el punto de mezclar palabras en un espectáculo que, repito también, reuerda más al prólogo de un capítulo de House que a un espectáculo público.

En segundo lugar quería también hacerme eco de lo injusta que es a veces la vida y de que el colofón a una gran carrera profesional (y eso es algo que nada ni nadie le puede arrebatar) no estuviera a la altura que merecía. Cosa por cierto en la que el própio Landa estuvo de acuerdo ya que tras la ceremonía se mostró muy apenado por lo sucedido e incluso llegó a decir que "había hecho el tonto".

Gracias una vez más y besos para tí

8:54 AM  
Blogger ninive drake said...

ese día a Genaro, le tocaron los 15 en la quiniela, y no pudo ni articular palabra...

2:17 PM  
Blogger g. said...

Sister m'amargo. No tengo tiempooooo, ni de leerte bien y a veces casi ni de leerte. La blogalaxia d'après chez moi va camino al zen. No se puede seguir el tren. Coments sensibles sin reponder, post buenísimos y currados leídos en medio e una voragine...ayyyyyyyyyyyyyyy
(eso pasa por juntarse entre gente interesant :S !!!)

2:30 AM  

Post a Comment

<< Home