Wednesday, August 27, 2008

La frase de la semana

"¿A cuanta gente más voy a tener que matar para conseguir un poco de publicidad?"

Carta a los periódicos del asesino Dennis Rader por entonces sólo conocido como BTK

8 Comments:

Blogger Vargtimen said...

"Por entonces sólo conocido como BTK"...
¿BTK? ¿Batuka? Ni idea de quien hablas.

1:26 PM  
Blogger SisterBoy said...

BTK eran las siglas de Bind Torture and Kill, referencia a lo que Rader hacía a sus victimas, aquí esta toda la historia.

http://en.wikipedia.org/wiki/Dennis_Rader

1:40 PM  
Anonymous Ra está en la aldea said...

Joder, lo que hace el color. Las imágenes de "La segunda Guerra Mundial en color" (una colección de la BBC, creo) eran una cosa... tremenda. De repente, todo parecía mucho más real.

1:35 AM  
Anonymous ra está en la aldea said...

Bueno, este comentario no va aquí, claro.

1:36 AM  
Blogger SisterBoy said...

Da lo mismo, el caso es tener comentarios :).

5:21 AM  
Blogger 3'14 said...

Mi pregunta es: ¿Y le publicaron la carta? Porque de ser así la cagaron, este perfil de asesino lo que busca (por la frase se evidencia) es fama y reconocimiento, que le dieran publicidad no iba a hacer disminuir sus crímenes y sí en cambio iba a saciar su deseo, lo mejor, creo, sería frustrarle sin darle ningún tipo de cobertura periodística... pero esta duda, me da que la vas a revelar en tu próxima entrega del abecedario del crimen.. ix! Seremos morbosos de mierda!!

8:01 AM  
Blogger SisterBoy said...

Pues no sé si la publicaron pero desde luego se supo que la había escrito. Y antes de que lo cogieran.

No tengo previsto hablar de BTK a pesar de que es un caso interesante por muchos motivos. Denis Rader era un individuo aparentemente normal e integrado que cometía sus crimenes durante su tiempo libre. Entre 1974 y 1986 mató a diez personas y luego estuvo casi veinte años inactivo (algo sin precedentes en los anales de este tipo de asesinos) hasta que en 2004 envió una carta a los periódicos (otra vez) auto inculpandose de un asesinato del que nunca había sido acusado.

Gracias a las pistas que dejó en esta última carta (de las muchas que envió a los periódicos) fue detenido.

Vamos que este caso lo ponen en "Mentes Criminales" y lo hubieramos considerado como algo demasiado fantasioso

8:40 AM  
Blogger 3'14 said...

Pues sí, pero ya sabemos que la realidad supera (de calle) a la ficción.

9:52 AM  

Post a Comment

<< Home