Monday, July 16, 2007

El hombre que susurraba a los espectadores



Me hubiera gustado ver Last Days en pantalla grande pero por desgracia los Renoir persisten en la idea de que en provincias somos demasiado paletos para ver una película en versión original. Y si ver cualquier película doblada es malo ver esta película doblada debe ser un martirio y yo que ya sufrí bastante en esa cadena de cines con los doblajes de “Fahrenheit 911” y “Road to Guantánamo” decidí no volver a pasar por lo mismo de manera que tuve que conseguir la película por otro camino.

He leído en bastantes medios que “Last days” forma junto con “Elephant” y “Gerry” una trilogía sobre la muerte. No soy capaz de analizar “Gerry” de ninguna forma pero en mi opinión las otras dos películas de Gus van Sant forman más bien un díptico (no estoy seguro de que esta palabra sea la que hay que usar en este contexto pero sigamos con ella hasta que el servicio de consultas de la R.A.E. vuelva a funcionar) sobre la banalidad de muerte

En “Elephant” se describía una jornada perfectamente normal en un colegio de enseñanza secundaria con la única novedad de que dos alumnos armados hasta los dientes irrumpieron allí provocando una masacre y una fractura de la mencionada cotidianeidad tan difícil de ignorar como un elefante en una sala de estar. En “Last days” se narran los últimos días de vida de Kurt Cobain (es él aunque le llamen por otro nombre) a lo largo de los cuales el hombre no hace más que vagabundear como un sapo drogado y sucio por una mansión decrépita mientras masculla cosas incomprensibles y se ve continuamente asediado por un hato de gorrones y pelmazos, algo que tengo la sensación de que le ocurría bastante a menudo. Al igual que en “Elephant” la variante es un acto de violencia que convierte un día normal en algo memorable más por sus consecuencias que por el propio acto en sí. Al fin y al cabo apretar un gatillo es algo físicamente tan vulgar como tocar el timbre de una puerta.

De todas maneras en ambas películas ese aparente realismo es presentado de un modo no exento de belleza como sucede en “Elephant” (con esos inexplicablemente hipnóticos travellings por los pasillos del instituto) o como ocurre en “Last days” lo que convierte la visión de esta última en algo visualmente atractivo y, por lo menos en mi caso, en absoluto aburrido por más que tampoco sea un filme del que haya mucho que decir aparte de destacar un reparto encabezado por Michael Pitt (que nació para hacer este papel) y donde también se puede ver a Lukas Haas, Harmony Korine, Asia Argento e incluso a Kim Gordon.

En fin que parafraseando una conocida cita cinéfila puede que “Last days” sea una experiencia vacía pero como experiencia vacía es una de las mejores que se pueden ver. Y además (y esto ya por motivos egoístas) si sirve para sacar de sus casillas a un par de críticos de periódicos fachas o a la chusma de film affinity pues tanto mejor.

21 Comments:

Blogger Adso said...

Por tu culpa me he bajado "Elephant", que nunca me llamó demasiado. Y ahora me has picado la curiosidad con estos últimos días de Kurt Cobain. Por cierto, aclara lo de la chusma de Filmaffinity, please.

1:46 PM  
Blogger 3'14 said...

Dime si destripas demasiado, a ver si me pasa como en Titanic que me chafaron lo más potente al avanzarme que el dichoso barco se hundía, y si eso te leo. Supongo que acabaré viéndola, aunque sea sólo por solidaridad con mi chico, fanático en sus tiempos de Nirvana.

1:52 PM  
Blogger SisterBoy said...

Adso aunque no te guste ninguna de las dos pelis ver este tipo de cine me parece lo mejor que se puede ver hoy en día. Por la chusma del film affinity me refiero a toda esa gente que desprecia cualquier cosa que se salga de la ortodoxia cinematográfica y repasando las criticas de la susodicha Last Days veras de lo que hablo.

Pi no destripo nada asi que puedes leer sin problemas. Y si vas a verla no dejes de decir que te pareció ¿Donde estabas tú en el 94?

2:13 PM  
Blogger 3'14 said...

Probablemente en casa de mis padres escuchando el Achtung baby y/o el Zooropa de los U2. Grupo que, precisamente, detesta mi chico. :)
Y bueno, lo siento pero no soy mitómana y no lloro las muertes de los ídolos mundiales, no lloré ni con Freddie (aunque me supo muy mal)

No creo que vaya a verla, pero no digo que no la vea ;)

Te leo mañana, acabo de ver Azuloscurocasinegro, lo se, voy con retraso pero... más vale tarde que nunca.

5:51 PM  
Blogger Deckard said...

Miedo me da. Si ya con Elephant acabé al borde del cabreo (será el crítico facha que llevo dentro) no se si soportaría algo del mismo palo. Además Kurt Cobain siempre me cayó casi tan mal como Lennon estaré deseando toda la película que se vuele la cabeza de una vez.

12:16 AM  
Blogger Zar Polosco said...

Se deberían celebrar anualmente los aniversarios de la muerte de Lennon, Mercury, Lady Di y Cobain.

Y cuando digo celebrar es celebrar.

Los verdaderos motores del universo son las fobias. Ni el dinero, ni el sexo, ni el poder, ni la vanidad. Sólo el odio.

12:53 AM  
Blogger Slim said...

pese a que la frase es extraordinaria no me apetece ver vagabundear a un sapo drogado y sucio por una mansión decrépita. ;)

2:36 AM  
Blogger Arual said...

Pues la verdad es que me daba pereza verla, aunque adoré en su momento a Nirvana. A lo mejor me animo y recuerdo el 94, para entonces aun estaba yo llorando la muerte de Freddy, que me trastornó por completo y escuchaba Zooropa, y también al grupo de Cobain, y estudiaba COU y me preparaba para la selectividad, y andaba saliendo con un chico malo que no me convenia nada, pero eso es otra historia. Aysss de golpe y porrazo me fui trece años atrás, pero voy a volver al 2007 para cuadrar los impuestos del segundo trimestre, chao!

4:07 AM  
Blogger Deckard said...

Pues un trozo de Muertos del Rock de Def con Dos:

Odio a los mártires del rock.
Jimmy Hendrix, Janis Joplin, Sid Vicious,
Freddy Mercury, Johnny Thunders, Kurt Cobain.
El estrellato es un apostolado,
supone un sacrificio hacerse millonario:
siempre llorando en la limusine,
muy deprimido entre actrices de cine.

5:09 AM  
Blogger SisterBoy said...

Yo prefiero "Concierto para ellos" de Baron Rojo. Además yo a quien odio es a Def Con Dos :)

5:20 AM  
Blogger 3'14 said...

Odiar es un término demasiado potente para malgastarlo con según qué o quien, mejor hacer uso de sinónimos más despectivos por su carencia de intensidad, algo así como: aborrezco, me resulta vomitivo, tedioso, espantoso, un auténtico coñazo, me es tan indiferente como saber el máximo diámetro de un objeto que cualquier político es capaz de introducirse por su culo... El odio es algo que mejor repartir en dosis muy limitadas, como el amor, ambos se pueden volver siempre en nuestra contra.

Sigo sin haber leído el post. No me odies por ello.

9:07 AM  
Blogger SisterBoy said...

Reina no te odiaria ni aunque te hicieras del Madrid. Bueno, en todo caso te aborreceria

10:31 AM  
Anonymous una sociópata said...

No la he visto ni la veré(puedo prometer y prometo).Estas pelis sobre cantantes famosos siempre son lo mismo,tópicas caídas en "espirales de autodestrucción".O "lo que empezó como un juego acabó convirtiéndose en un infierno".No gracias.
Sin embargo ves la peli de Caruso,y además de ponérsete(me,le,nos,os,les)los pelos como escarpias escuchando al gran del Mónaco,hay racionalidad y realismo(soy adicta).Aunque en realidad ni me acuerdo.
Cuando sea directora/guionista e inmortal,haré una gran película sobre la vida de Brel y lloraré todos los días recordándola.
A mí los que me cabrean son los que diseñan las etapas del Tour,¿para qué cuyons ponen montaña si luego acaba en bajada?Así nadie se arriesga y los que lo hacen pues es pa ná.

12:11 PM  
Blogger SisterBoy said...

Pues si no te gustan los biopics ortodoxos entonces sí que deberías verla.

12:27 PM  
Anonymous una sociópata said...

Huy,peor me lo pones,que ya me sé yo lo que quiere decir heterodoxo para la mayoría de los directores:en los personajes cualquier parecido con un ser humano es pura coincidencia y si pueden ser irracionales farfullando estupideces pues mejor (y a mí la irracionalidad me enerva,que sé que parece aburrido,pero no)

12:49 PM  
Anonymous IVAN said...

La tengo aún pendiente.
Pero el elefante me gustó.
Este blog me gusta aún más.
Corto y cambio.

3:38 AM  
Blogger SisterBoy said...

Gracias Ivan y enhorabuena por el último galardón :)

3:55 AM  
Anonymous vargtimen said...

Hombre, Sisterboy, yo creo que si la hubieses visto doblada tampoco te hubieras perdido los diálogos más memorables de la década, precisamente.

Coincido contigo en que "Elephant" es hipnótica. "Last Days" me parece un tostón. Visualmente atractivo pero un tostón.

Me quedo con una crítica que leí que decía "Ocurre tan poco en la película, que el hecho de que el protagonista se prepare un bol de cereales adquiere dimensiones épicas".

10:21 AM  
Blogger SisterBoy said...

Lamento preguntarlo pero ¿quien era Asia Argento? ¿La rubia o la morena del bottom less?

10:28 AM  
Anonymous Ra está en la aldea said...

Michael Pitt ha nacido para hacer cualquier papel porque todo lo hace maravillosamente.

2:50 AM  
Blogger SisterBoy said...

Discrepo ra, de hecho se me olvidó comentar que el hombre se está especializando demasiado en papeles de colgado. De hecho ahora mismo sólo recuerdo "Soñadores" como lo más cerca que ha estado de hacer un personaje normal. Y no es que no lo haga bien en lo suyo pero debería variar un poco más.

3:40 AM  

Post a Comment

<< Home