Sunday, October 19, 2008

Personal Jesus


He tratado de encontrar la manera de escribir este comentario sin hacer spoilers pero creo que no va a ser posible. Así que si alguien está interesado en verla y aún no lo ha hecho mejor que deje de leer en este párrafo. Para los que están indecisos basta decir que se trata de una película irregular aunque interesante y desde luego en ningún modo aburrida o al menos yo no noté sus dos horas y medía de duración (aparte de que hay que tenerlos cuadrados para hacer una película española con ese metraje y lo digo como un cumplido). De modo que espero que al menos no sea ese el dato que les disuada de ver la película.



Aunque la película está inspirada en la auténtica historia de Alexia González Barros, -a la que también se le dedica aunque esto último me pareció un error-, el interés de Javier Fesser aparenta estar muy alejado de cualquier intención de hacer una hagiografía al uso. De hecho por lo visto la historia de “Camino” esta hecha de retazos de muchas historias de pequeños mártires y niños santos, retazos con los que el autor de la película pretende construir un personaje sometido al contraste que produce la confrontación entre una creencia religiosa gregaria, reglamentada e impuesta y una creencia privada basada únicamente en el deseo personal. Esa dualidad está presente a lo largo de toda la película. Para la niña la religión es un deber que hay que cumplir como una buena hija -como lo serían las clases de violín si su madre en lugar de una fanática religiosa hubiera resultado una fanática de la música- y los rezos algo que se aprende al igual que la tabla de multiplicar. Su única y verdadera preocupación es su particular y ficticia historia de amor con su Jesús personal.

La expresión máxima de este contraste se encuentra en la escena del fallecimiento de Camino cuando el público que asiste al espectáculo interpreta como señales divinas una serie de alucinaciones de moribunda que mostraban que, incluso en ese trance final, el único deseo de la niña era estar en una humilde obrita de teatro en compañía del hijo de la pastelera.

Está claro que Fesser siente una gran afección por el personaje que ha creado pero no por su condición de mártir o –creencias religiosas aparte- por la manera en la que afronta su muerte inevitable sino por ser una genuina encarnación del ideal de pureza de la preadolescencia en el que coexiste una primera concepción del amor (desde un punto de vista absolutamente romántico) con los rescoldos del mundo mágico de la infancia. El eterno amanecer de una mente sin mácula.

Esta combinación da como resultado un personaje más simbólico que real. Por eso me resulta tan extraña esa cierta polémica que se ha suscitado acerca de si los hechos narrados en la película se ajustan o no a la verdadera historia de Alexia ya que la verdadera historia de Alexia no interesa para nada a sus defensores; ellos han creado ya su imagen ideal basada en la figura de la pequeña aspirante a Santa. Fesser simplemente ha creado otra fantasía con la misma base.



Otro de los aspectos presuntamente polémicos de Camino tiene que ver con la participación del Opus Dei en la historia que se narra. . Aquí ya entraríamos en otro de los –siempre desde mi punto de vista- intereses de los autores de la película al mostrar el conflicto que se establece entre el libro albedrío personal y las actividades que desarrolla una institución conocida (con o sin justicia) por el estricto adoctrinamiento al que somete a sus miembros y el control férreo que establece sobre los aspectos más nimios de su vida. Este conflicto se manifiesta a muchos niveles desde el decidido intento de los sacerdotes por convertir a Camino en un mártir incluso antes de su muerte (malinterpretando o mejor dicho interpretando a su conveniencia las últimas palabras de la niña lo que podría ser entendido como una sátira de la manipulación de la realidad que hacen todas las religiones) hasta el soterrado enfrentamiento entre la madre de Camino, una convencida transmisora de las enseñanzas religiosa y morales de la Obra, y ese infortunado padre típico ejemplo de “sectario por matrimonio”. A este respecto el personaje interpretado por Manuela Vellés (a la que se la da la oportunidad que no tuvo en “Caótica Ana” para demostrar que puede ser una buena actriz) funciona sobre todo como una proyección futura de lo que podía haber sido Camino de haber continuado con vida y de haber sido derrotada al fin su ansia de vivir por la maquinaria mimetizadota de la Orden.

Confieso que esa insistencia en mostrar las miserias de la sumisión a la secta llegó a resultarme molesta y no por que tenga dudas de que lo que se cuenta sea cierto. Durante mi adolescencia tuve una relación superficial con el Opus Dei (mi instituto estaba plagado de adeptos e incluso uno de mis profesores era un numerario que llevaba a cabo una intensa labor de captación entre sus alumnos) y por lo que pude ver y oír en aquellos años todos esos rituales de castidad, humildad y obediencia manifestados en pequeños gestos cotidianos (habitaciones y comedores discriminados por sexos, piedras en el zapato y demás gilipolleces) son totalmente verídicos.



El problema es que dichos hechos están mostrados de una forma demasiado grosera. Los miembros laicos y religiosos están retratados de una manera paródica, casi como si se tratara de extraterrestres. Y no sólo eso, algunas escenas están también excesivamente subrayadas con lo la película no se beneficia de las virtudes que produce la sutileza a la hora de contar la historia. Por ejemplo la escena en la que la niña cuenta cómo el novio de su hermana no volvió a escribirle más poniendo así fin a la relación. El relato se ilustra con planos del rostro de la madre que dejan claro al espectador que fue ella quien interrumpió la relación epistolar provocando así la ruptura. No era necesario hacer que, posteriormente, el padre encontrará escondidas aquellas cartas nunca recibidas por la persona a la que estaban destinadas. Otro ejemplo de esto sería esa otra escena en la que la madre muestra el vestido rojo convenientemente “arreglado” para adecentarlo según sus convenciones morales, algo que quedaba innecesariamente de manifiesto en una conversación posterior que hacía referencia explicita a dicho vestido. En ambos casos pareciera que Fesser tuviera alguna que otra duda sobre la agudeza de sus espectadores.

Otro detalle que me sacó un poco de la historia (junto con un comienzo excesivamente brusco lo cual es imperdonable en una película de tanta duración) fue la manera, a mi entender inconveniente, de narrar los sueños o las ensoñaciones de la protagonista. Es una forma de contar una historia que requiere mucha habilidad, la necesaria para lograr una transición admisible en la confrontación entre la realidad y la fantasía. Un terreno en el que fracasaba Guillermo del Toro en “El laberinto del fauno” y donde triunfaban Peter Jackson en “Criaturas celestiales” o Terry Guilliam con “El rey pescador” (todas estas películas con más de un punto en común con “Camino”). Todas las escenas en las que intervenía el ángel custodio o Mister Pebbles me parecieron bastante malas. No fue así, en cambio, con esa otra en la que se juega con las proporciones humanas y materiales -al estilo de “Alicia en el país de las maravillas”- de un modo que resultaba tremendamente inquietante.
Para acabar con el listado de aspectos negativos de la película decir que llegó también a agotarme el inacabable calvario físico y mental de Camino. La complacencia de Fesser en detallar los tormentos a los que se ve sometida la niña (ahora la abrimos por delante, ahora por detrás, ahora se le cae el pelo, ahora se queda ciega, ahora además me cargo al padre) rayan en el sadismo. Como decía Thelma Ritter en Eva al desnudo “sólo faltan perros mordiéndola”. Pero como tengo la convicción de que no existía en el ánimo del director ningún afán morboso lo dejaremos en otra muestra de su falta de sutileza narrativa.

En el aspecto artístico, y tras volver a celebrar la recuperación para el cine y para la vida de Manuela Vellés y hacer mención al buen trabajo de Carmen Elías y Mariano Venancio, decir que el tiempo nos dirá si Nerea Camacho es o no una buena actriz pero al menos en este película su trabajo me chirría un poco. Aunque seguramente sea culpa del director el hecho es que se pasa buena parte de la película poniendo unas caras rarísimas y riendo de forma un tanto irritante. Pero lo bueno es que al final uno termina por encariñarse con ella, o mejo dicho con su personaje lo cual hablaría mejor de su trabajo y del de su mentor.

Para terminar me gustaría citar un extracto de uno de los comentarios de la página de Film Affinity. No se suele leer nada demasiado interesante en ese lugar pero creo que en esta ocasión alguien dio en el clavo al decir más o menos que si el “Amor” por Jesús es capaz de hacer que Camino pueda morir en Paz, que más da que este Jesús no sea el hijo Divino sino Jesucristo García.

Labels:

36 Comments:

Anonymous Manuman said...

Me he leído como 20 críticas de la película y esta es la que más me ha gustado. Enhorabuena.

5:41 PM  
Blogger SisterBoy said...

Gracias manuman y bienvenido al bog.

11:58 PM  
Anonymous Anonymous said...

Sobre la película Camino, basada en la vida de Alexia, cito los comunicados de la famila de Alexia González Barros, cuyos 4 hermanos aún viven. Me parece que son elocuentes:

* Fesser en "Camino" se sirve de Alexia González Barros: primer comunicado
* "Camino" de Javier Fesser carece de la autorización de la familia de Alexia González Barros: segundo comunicado
* Grave e injusto error demencial: carta abierta de uno de los hermanos de Alexia a Javier Fesser
* Camino de Fesser y Alexia: película y realidad, por Ninfa Watt ex alumna del colegio en el que estudiaron las hermanas González-Barros y amiga de la familia
* "Le ruego que deje de maltratarnos": carta abierta de José Damián, hermano de Alexia González-Barros, a Javier Fesser, director de la película "Camino" (19.oct.08)

Más información en la web oficial de Alexia González Barros http://www.alexiagb.org

Estos textos se pueden leer también en: http://www.opusdeialdia.org/

12:06 AM  
Blogger SisterBoy said...

1. Esta no es la historia de Alexia. Es la historia de Camino, un personaje ficticio creado por Fesser e inspirado sólo en parte en un caso real.

2. Un director de cine no necesita la autorización de nadie para hacer una pelicula.

3. Como digo en el texto, Fesser se limita a crear su propio mito tal y como los seguidores de la niña Santa han hecho. ¿La verdadera Alexia? Yo no la conocí ni muchos de los que hablan de ella tampoco.

12:12 AM  
Blogger 3'14 said...

Uff... No me atraía especialmente la idea de ver esta película, pero dado que crea polémica, estoy pensándomelo.

El eterno amanecer de una mente sin mácula. ¿Esto te sale solo o son años de entrenamiento? Es poético.
PD: Sin ironía, pues pretende ser un halago.
PPD:Con la PD no quisiera poner en duda tu agudeza, si no es más bien mi absoluta falta de sutileza :)

3:16 AM  
Blogger SisterBoy said...

En realidad era un homenaje al título original de la pelicula "Olvidate de mí" que era "Eternal sunshine of the spotless mind" ;)

6:00 AM  
Blogger 3'14 said...

Ostia! Con lo que me gusta esa peli y no habia caído!!!

10:41 AM  
Blogger SisterBoy said...

El título en inglés mola más :D

10:42 AM  
Anonymous Marina Khalo said...

EL SEÑOR ME LO DIO, EL SEÑOR ME LO QUITÓ. ¡BENDITO SEA EL SEÑOR!

Uno espera que a lo largo de la película la madre que encarna los preceptos de su secta, se rebele contra Dios y deje de ofrecerle como Isaac su hija. Si el objetivo de Fesser es el de denunciar una aberración (según mi punto de vista) inspirada en una corriente más próxima al fundamentalismo y al fanatismo, lo ha conseguido. Aunque para los que ya contábamos con esa visión, no nos cambia nada y los acólitos a su ideología no irán a verla.

Otra vez me la trae al pairo que sea la auténtica Alexia o no. Para mi es un fallo de la película que al final se la dedique. Podría simplemente haber dicho que está basada en algunos de sus aspectos y ya está. Realmente el sainete de querer hacerla santa, es tan tóxico como los principios de la institución que lo instiga y apoya.

Hay en el tema de la película un exceso de sentimentalismo, a modo de celofán de caramelo rosa, que a mi personalmente me rechina. Casi en la agonía, estuve deseando que se muriera de una vez. El sufrimiento edulcorado con el que plantea el desenlace, me recordaba a las películas de época franquista de niña prodiga_prodigio.

En un punto me dio la risa (la tengo un poco floja, todo hay que decir) que contagió al resto. Cuando la niña dice: “Quieres que rece por ti para que tú también te mueras”.

¡¡¡Y una leche!!! como diría Mariquilla.

Y aún así, habría mucho más que decir sobre la película, pero mi camino de “santidad” me lleva a la piltra y al merecido descanso mundano. Dejo para otros lo de sin mácula.

3:56 PM  
Blogger SisterBoy said...

Como dije opino lo mismo con respecto a la dedicatoria, de hecho odio todas las dedicatarias de las peliculas, deberian prohibirlas. Yo creo que Fesse debió limitarse a un escueto rotulo al principio que pusiera "Esta pelicula está inspirada en la verdadera historia de Alexia Gonzalez Barros pero no debe interpretarse como una biografia". Y santas pascuas.

Estoy de acuerdo en que la pelicula carga un poco las tintas en el aspecto dramático sobre todo en las escenas entre el padre y la hija pero tiene un final tan bueno que arregla muchas cosas

4:15 PM  
Blogger Mery said...

Hey Travis! Aqui Mysti, te voy leyendo cada tanto y ahora he abierto mi blog y he linqueado el tuyo, espero que no te importe. Un beso
PS: no he visto la peli.

2:03 AM  
Blogger SisterBoy said...

Mysti que sorpresa, llevaba meses preguntandome donde andarias me alegra tener noticias tuyas y me quedo con la cara de tú blog :*

5:45 AM  
Blogger El Impenitente said...

Mi hermano tuvo un compañero del Opus. Era bastante majete. Trató de convertirnos sin éxito, pero estaba en un colegio mayor con unas instalaciones de puta madre y de vez en cuando íbamos a jugar allí. Una vez me llamó por si quería jugar un partido de fútbol once en campo de cesped. Dije que sí. El partido era a las afueras. Fuimos en dos furgonetas. En la mía hicieron todo el trayecto rezando el rosario. Perdimos. Una vez más se cumplió aquello de que Dios va con los malos cuando son más y mejores que los buenos.

1:19 PM  
Blogger SisterBoy said...

jejeje ahora recuerdo que en aquellos años los opusinos usaban sus super canchas como estrategia de captación pero la gente iba a jugar y pasaba de misas.

1:40 PM  
Blogger Mery said...

Sisterboy! El enlace que me pusiste en el blog está incompleto y no consigo ir a la entrada del blog de pedaleando a la que hace referencia (he cotilleado un poco el blog pero tampoco la encuentroXD).

10:13 PM  
Blogger SisterBoy said...

Aquí lo tienes

http://pedaleandoenvalencia.blogspot.com/2008/10/convocada.html

12:21 AM  
Blogger Slim said...

hola sister, gracias por recomendarles mi blog a tus amistades, yo tambien he mirado el blog de tu amiga opositora a ver si se me pega algo de tanto estudio.

la peli no me atrae mucho, seguramente no la entenderia porque no entiendo los fanatismos de ningun tipo, ni siquiera los del opos dei que me han pasado cerca aun sin llegar a tocarme...

12:57 AM  
Blogger SisterBoy said...

Caray ¿hay alguien que no haya tenido algo que ver con ellos directa o indirectamente?. Sus tentaculos son largos

6:11 AM  
Anonymous Nadie said...

He visto la película, y quitando el último aplauso, el final me parece magistral....como la misma situación, es interpretada de dos puntos de vista tan diferentes....

Estoy totalmente de acuerdo con el comentario que pones de Film Affinity....

Estupenda crítica...

2:05 PM  
Blogger SisterBoy said...

Bueno ese aplauso lo inlcuiria en la lista de escenas en las que Fesser demuestra una falta sonrojante de sutileza.

2:15 PM  
Blogger Ely´s. said...

Hola !! Disculpa por no hacer un comentario referente al post, pero debo decir que en tu blog encontré que escribiste sobre un cuento de Domingo Santos que tengo una eternidad buscando sin éxito alguno en la red: Gira, gira.

Si pudieras por favor, decirme si lo tienes de manera digital, o al menos alguna referencia sobre el libro en donde esta, de verdad, DE VERDAD que te lo agradeceria eternamente.

El post lo hiciste alla por Abril de este año... gracias !!

Un saludo y un afectuoso abrazo desde Veracruz, México.

9:03 PM  
Blogger SisterBoy said...

Ese cuento lo lei en una antologia de relatos de SF hace muchos años. No sé si podría localizar el original. Haré una pequeña investigación a ver si alguien lo ha subido a la red.

11:34 PM  
Blogger Slim said...

ehhh este es un trabajo para la superlibrarian!!
el libro al que te refieres esta editado en Mexico, en 1977, por la editorial Mosaico.
efectivamente es una recopilacion de cuatro cuentos de SF, publicados en una coleccion llamada ciencia ficcion-espacio;el numero 4.
esta este que citais, y otros:La Roca y la charca de Stephen Tall; Advenedizos de boris Arkady y Sobre el abismo de alexander Belyev.

si lo tuviera en mi biblioteca te lo haria llegar, pero no es asi...quiza puedas buscarlo tu en alguna biblioteca de allá con estos datos que te doy.
suerte!

3:40 AM  
Blogger SisterBoy said...

¡Genial! porque fue precisamente a través de esa colección como llego a mis manos el cuento.

5:39 AM  
OpenID Arturo Aldaz said...

He visto Camino, y aparte de otras consideraciones estrictamente cinematográficas, he considerado otro asunto: Fesser -y esto no se ha destacado lo suficiente- ha manipulado y cambiado de sentido completamente en esta película la vida de Alexia Gonzalez Barros.

No es una simple "inspiración", porque la película sigue punto por punto los hitos fundamentales de la vida de Alexia.


Por eso me parece objetivo señalar algo que he visto que falta en esta crítica: Fesser se ha aprovechado de la tragedia familiar de los González Barros y ha maltratado la figura de la madre de Alexia, una madre ya fallecida, buena y comprensiva, que perdió a tres hijos, mostrándola como una fanática.

Fesser, como se ve por la prensa, va instrumentalizando esta polémica durante estos días y aprovechándose del dolor de esa familia como medio de promoción publicitaria de la película.

Que cualquiera piense como reaccionaría si un director hiciera eso con su familia, da igual que sea creyente o no creyente.

Me parece interesante señalar esto, porque una película no es solo un resultado cinematográfico; también es un empeño humano que puede hacerse dentro o fuera de los límites de la ética.

Y Fesser se ha situado fuera.

8:49 AM  
Blogger Manuel Ryder said...

En mi blog yo también tengo mi propia opinión sobre el Opus Dei..

9:55 AM  
Blogger Manuel Ryder said...

Te invito a visitarlo...

9:55 AM  
Blogger SisterBoy said...

Arturo sólo espero que seas una persona de verdad y no un mensaje tipo de los que estan apareciendo en todos los foros en los que se habla de esta pelicula (desde los espacios de opinión de los periódicos y del film affinity pasando por los videos de youtube y terminando en humildes blogs como este).

Repito que la intención de Fesser no era ocntar la vida de Alexia (en el caso de que tal cosa fuera posible) sino la vida de SU Alexia a la que puso el nombre de Camino.

E incluso aunque hubiera sido su intención filmar una biografia no autorizada tiene el derecho del mundo ha hacerlo. Y desde luego si los artistas tuvieran que tener en cuenta los sentimientos o la opinión de aquellos personajes reales que inspiran sus peliculas no habríamos salido nunca de los toros de Altamira.

Manuel Ryder lo que has escrito no es lo que yo llamaría una opinión pero aún así muy majo el blog :)

10:04 AM  
Blogger Ely´s. said...

De verdad, muchas gracias !! y también a Slim, que efectivamente, como dices, en ese libro venia el cuento de la roca y la charca, muy bueno tambien. Yo lo vengo buscando desde hace muchos años porque alguien -ni siquiera recuerdo quien- me los leyo cuando estaba peque, y de verdad que no tenia ninguna info. Sin embargo, con las dos fichas bibliograficas que me han dado, me han ayudado mucho.
Gracias en verdad por su ayuda ! y pues ya saben, cualquier cosa en la que pueda ayudarles aqui estoy.

Saludos desde veracruz, Mexico.

11:51 AM  
Blogger SisterBoy said...

No hay de qué, suerte en tu busqueda

11:53 AM  
Blogger Vargtimen said...

Tengo interés por ver esta película, pese a que no me gustan las películas anteriores de Fesser, así que he leído tu entrada a párrafos sueltos.

He leído tanto cosas buenas como malas de "Camino". Las malas por lo general vienen de gente de cierta ideología o simpatizantes del Opus que han puesto el grito en el cielo con la película.
A las buenas tampoco sé si debo hacerles mucho caso, porque todos sabemos que la crítica especializada española se basa en amiguismos y afinidades a la hora de valorar el producto nacional.

Cuando vea por fin la película, me releeré completa tu entrada, aunque esta próxima semana dedicaré mi poco tiempo libre a ver peliculillas de Freddie o Michael Myers, o todo lo que pille a mano de Vincent Price.

Y a la otra llega Bond, James Bond.

4:37 PM  
Blogger SisterBoy said...

¿Vas a hacer una sesion Halloween? Yo dedicaré el día a ver capitulos de The Twilightz Zone y tambien The Fall la ganadora de Sitges del año pasado

12:37 AM  
Blogger MBI said...

No he visto la película, no me seducía verla. Sin embargo, creo que a todos nos ha suscitado una curiosidad, suficientemente poderosa, con tan sólo la visión del trailer (en mi caso 3 veces), que ha despertado todo tipo de interés.
Y de todo lo leído, tus líneas no sólo me han parecido completas sino sensatas, algo que se echa de menos. Estoy de acuerdo... en este caso y ya que en realidad el dedicárselo era fruto de un acto personalmente emotivo para él, pudo dejarlo en la intimidad, sin citar nombres, o con la referencia velada al público. Porque de lo que no cabe duda, es de que los nombres y apellidos, dejan a la intemperie a los familiares. Sean lo que sean y cómo lo sean.
Me ha encantado leer los comentarios, tu delicadeza contestando con tanta devoción y mesura a todos. En fin, que no he podido pasar un rato más entretenido...
Tengo tu link sobado...

9:54 AM  
Blogger SisterBoy said...

Gracias, es un hermoso elogio que pienso repetir mucho de aqui en adelante :)

5:34 PM  
Blogger 3'14 said...

Hola Sister, como te he dicho en otro post, la peli que nos trae aquí la ví hace ya unos meses, antes el verano. Creo que cuando terminé de verla pensé en buscar el post y comentarte, pero al final no lo hice, tampoco recuerdo bien porqué. El caso es que te escribo mi opinión puesto que dices estar interesado (que todavía me pregunto ¿Porqué?)

La peli se me hizo amena, entretenida, que más que trágica me atrevería a decir que incluso divertida. Pero de no haber puesto el grito en el cielo (o en el infierno, a saber) opusianos, simpatizantes de estos, familia aludida etc... Vamos, que me parece una broma, de mal gusto para la pobre criatura santificada en su ya de por si desgracia experiencia vital, que es ser víctima de una enfermedad terminal a tan temprana edad. Pero es que lo suyo con Jesús y la fatal coincidencia que crea el autor con el homónimo que encabeza la religión a la que se aferra una madre, que, a diferencia de mucha gente que se ha limitado a señalarla como una fánatica hija de puta (vale a ratos también podía llegar a describirla como tal), joder, cualquiera diría que ela misma enferma a su hija y la mata directamente! Fanática sí, pero hay que comprender que una madre que pierde a un hijo queda inevitablemente tocada, si encima tiene a otra enferma ya ni me lo imagino, y habrá mentes más débiles que no lleguen a superarlo y lamentablemnte les hagan pagar su demencia y dolor al resto de sus hijos. En el caso de la madre, se centra tanto en tratar de superarlo, de entender su tragedia, de dar sentido a los acontecimientos aferrándose a la idea que el opus le ofrece que no ve más allá, creyendo hacer lo mejor para sus hijas. El padre, un mero títere ni tan siquiera apto para dar su opinión en las decisiones familiares me da mucha lástima, pero es tan responsable como su mujer de la desgracia que sufre, y a esta desgracia me refiero al hecho de contemplar irremediablemente como pierde a su hija poco a poco, no, la enferma no, a la que han entregado a la secta a la cual sirve su mujer a cambio de un falso consuelo. Y para cuando lo intenta arreglar, va y el pobre hombre se muere. A ver si va a ser cierto que tiene algo que ver en estop el señor... XD ¿No esconde una cierta ironía este final?

Totalmente de acuerdo con las críticas negativas que haces de la peli, el exceso de subrallado, pero es que habrá gente que aun no sepa como actúa esta gente (opus), las escenas oníricas son bastante cutres y para mí es lo que más me aburre y al igual que Marina Khalo, me descojoné cuando le dice a su madre que si quiere también reza para que ella se muera, y encima le hace un favor! juas juas

Centrándome en el tema que desata la polémica del film en cuestión diré que, detesto a los oportunistas, de la clase que sean, que se benefician del dolor y la desgracia ajena. Cabe decir que entiendo, una vez vista la peli, que cierto sector de la iglesia saltase rabiosa ante el ataque que rezuma sobre esta en el film, pero, como en tantas otras ocasiones que menten la pata y no saben estarse calladitos o encontrar la palabra adecuada, una vez más, se les puede aplicar el refrán de: quien se pica, ajos come. Cuando lo mejor que podrían haber hecho hubiera sido hacer caso omiso o argumentar que no es cierta la presión y manipulación por parte de esa, ehem, entidad, como muestran en la peli, pero a mí ya me parece bien que a más de uno le pique y que mientras se rasque, le siga picado todavía más.
Creo, por otra parte, que hay mucha gente creyente, practicantes y/o gente que forma parte de la iglesia que cree firmemente en la labor humanitaria que realiza basándose en una fe, que yo no tengo, sobre un Dios cristiano. Me parece perfecto que se realicen así, como si son budistas, musulmanes u ortodoxos... pero la fe, es algo que uno debe adquirir por si mismo y no por imposición ni mucho menos manipulación y lavado de cerebro. Y lamentablemente, es lo que sucede con la mayoría de las religiones y sus integrantes fundamentalistas.

Un beso (totalmente casto, eh? :D

3:01 PM  
Blogger SisterBoy said...

Bueno creo que Fesser se quedó a la mitad, podía haber elegido contar la autentica historia de la verdadera niña pero dejandola funcionar por sí sola y que las contradicciones y los fanatismos aparecieran por sí solos.

O por otro lado podía haberse olvidado de la historia original y haber fantaseado y teorizado todo lo que hubiese querido pero creo que como digo se quedó a mitad.

En cuanto a la movilización de los ejercitos de Dios fijate que llegaron incluso a la sección de comentarios de este humilde blog :)

3:35 PM  

Post a Comment

<< Home